Día: 12 enero, 2020

Un castillo sobre el lago de Garda.

Un pequeño giro por las regiones de Lombardía y Veneto de Italia que se encuentran al norte del país, luego de recibir el año la mejor manera de comenzar este 2020 exitoso y lleno de aventuras es recorriendo nuevos lugares mágicos.

Este primera parada la realizamos en el lago de Garda, para recorrer Sirmione y admirar el castillo Scaligero que es el primer encuentro que tenemos al entrar en el borgo, ademas este punto es justo donde termina la Lombardía e inicia el Veneto.

VIsta del castillo desde las afueras

Un castillo en casi perfecto estado, construido sobre las ruinas de una construcción romana, su construcción data de finales del siglo XIII, Aunque no se sabe la fecha exacta de su construcción se sabe por su posición estratégica que era un castillo destinado para la protección del pueblo y del puerto. En 1405 Sirmione pasó a estar bajo el control de la República de Venecia, período en el que se fortalecieron las estructuras defensivas y se realizo el muelle visible en perfecto estado el día de hoy.

El muelle

El castillo fue sede de la guarnición militar, hasta la caída de Venecia en 1797, luego fue cuartel de franceses y austriacos, hasta que se dió la unificación de Italia.

Este castillo tiene sus leyendas y una historia de amor con un final trágico en el que dos esposos dan posada a un huésped que toco su puerta una noche en medio de una tempestad, este joven de nombre Elaberto entró en la habitación de la joven Arice tratando de violentarla, ella grito muy fuerte y este la asesino de una puñalada para no ser descubierto, el esposo Ebengardo escuchó el grito y corrió para socorrerla llegando muy tarde, descubriendo lo ocurrido y luego de una pelea termina con la vida del huésped malagradecido. Y ahora cada noche de tempestad dicen que se escucha y ve al joven Ebengardo buscando a su esposa Arice, siendo esta su condena para la eternidad.

Vista desde